Fundación Bunge - Interactividad - Blog - Blog da Fundación - Arquivo de Agosto de 2012

Interactividad

Blog da Fundación

Arquivo de Agosto de 2012

Patrimonio inmaterial y políticas públicas participativas


Share |
Publicado en 02/08/12 às 17h30 envie a um amigoenvie a un amigo

El concepto de patrimonio inmaterial es reciente. En Brasil, la constitución de una política gubernamental orientada a lo que se denomina patrimonio inmaterial solamente se dio en el año 2000. Pero, ¿qué es exactamente el patrimonio inmaterial?

Según el Programa Nacional del Patrimonio Inmaterial, es el conjunto de bienes culturales —como celebraciones, lugares, saberes y oficios, formas de expresión, maneras de hacer y de vivir— considerados patrimonio cultural brasileño. La UNESCO adopta la expresión "patrimonio intangible" para denominar lo que consideramos patrimonio inmaterial, al que define como "las prácticas, representaciones, expresiones, conocimientos y técnicas —además de los instrumentos, objetos, artefactos y lugares culturales asociados a todo ello— que las comunidades, los grupos y, en algunos casos, los individuos reconocen como parte integrante de su patrimonio cultural".

Tanto en el caso de la política de patrimonio cultural brasileña como en el de la UNESCO, el reconocimiento de la importancia de las diferentes manifestaciones culturales parte de las referencias que los propios productores y agentes culturales tienen al realizar sus acciones. De esa forma, al tomar como punto de partida los valores de las comunidades culturales, los asuntos relacionados con el patrimonio inmaterial o intangible incluyen la participación activa de la sociedad civil en la implementación de acciones en favor de la salvaguardia de sus manifestaciones culturales.

La política de patrimonio inmaterial también es el resultado del proceso de democratización de Brasil, que tiene como marco simbólico de referencia la Constitución de 1988. En ese sentido, es una política que se esfuerza por comprender la participación social a partir de su realización. Si lo que determina el significado del patrimonio cultural de naturaleza inmaterial son los valores de los propios grupos culturales, también los modos de ejecución de las acciones de salvaguardia de ese patrimonio deben incluir las consideraciones de esos grupos y de la sociedad brasileña en su totalidad.

Por ello, la política de patrimonio inmaterial enfrenta el desafío de establecerse como una política pública en toda regla, con la inclusión de los poderes públicos, las iniciativas privadas y la sociedad civil actuando en conjunto para implementar, efectivamente, una política participativa.

Por Simone Toji, graduada en Ciencias Sociales por la Universidad de São Paulo y magíster en Antropología y Sociología por la Universidad Federal de Río de Janeiro. Actualmente, trabaja en el Instituto del Patrimonio Histórico y Artístico Nacional (IPHAN) de São Paulo.

Páginas - 1


Perfil

En el Blog de la Fundación Bunge compartimos opiniones, experiencias e ideas. Profesionales de la entidad tratarán de temas relacionados a las líneas de actuación de la Fundación Bunge. Participe usted también, exponiendo opiniones y alimentando ideas.

Archivos